diseño web
06 / 04 / 2017

Pasos para realizar una auditoría SEO

SectorHablamos de
Pasos para realizar una auditoría SEO

El planteamiento de una estrategia SEO nunca será el mismo para un proyecto nuevo, que para uno que ya lleva tiempo online. Para mejorar el SEO de una página web existente, o bien crear una nueva página web sobre un dominio que ya está online, es imprescindible realizar una auditoría SEO en profundidad. Y en este post te explicamos unas pautas que siempre deberás seguir:

1.- Análisis de indexación de contenidos

A través del comando en Google para cualquier SEO (site:dominio) podemos identificar las páginas de el dominio en cuestión que están indexadas. Y qué contenido les están mandando a Google. Importante para que funcione este comando, escribir el dominio tal cual, sin protocolos ni www. Con esta búsqueda identificaremos si tenemos más, menos o tantas URLs como queremos posicionar (comparando con lo que le estamos enviando a Google a través de Google Search Console). Cuanto más se parezcan estas cifras, mejor. Además del volumen, es importante prestar atención a qué tipo de contenido estamos indexando.

Deberíamos hacer un repaso de los resultados de las primeras 2-3 páginas, identificar las páginas que tienen contenido flojo y/o que no tiene utilidad para SEO (cesta de la compra, mi cuenta, perfiles de usuario, aviso legal, política de cookies...) y desindexarlas, vía robots.txt o como prefiráis. Es importante hacer esto porque si sólo enviamos a Google contenido de calidad y original, nuestra autoridad subirá.

2.- Revisar los titles

En los titles le estamos indicando una información fundamental a los buscadores, así que es muy importante aprovecharlos bien. En este sentido os recomendamos repasar qué titles estáis indexando, y qué estáis transmitiendo en ellos. Evita la repetición excesiva de las mismas palabras clave (estaríamos ante lo que llamamos canibalización de keywords), siempre es mejor usar sinónimos y palabras contextuales. Y revisa los textos también desde una perspectiva del usuario. Revisar una SERP donde aparezca un resultado tuyo y otros de la competencia, y valora qué probabilidades hay de que hagan clic en tu enlace. El CTR és un valor muy a tener en cuenta en SEO.

3.- Auditoría de descriptions

En este punto lo más relevante para nosotros es que todas las páginas tengan una metadescripción, que éstas sean únicas y originales, y si son legibles por humanos. Léelas detenidamente y piensa si tienen sentido de frase, si se entienden.

4.- Repasar las URLs

En este apartado debes tener en cuenta qué tipo de caracteres aparecen en tus URLs indexadas, y cómo se entrelazan entre ellos. Lo más recomendable es que sólo aparezcan palabras, que estas estén sin caracteres especiales, que estén separadas por guiones centrales (evitar guiones bajos), y parámetros innecesarios.

5.- Optimización de contenidos para SEO

A continuación es importante repasar las páginas principales de la web, y constatar que los contenidos, tanto en estructura como en contenido de los textos. Es importantísimo que la keyword esté presente en el título, varias veces en el texto de la página, en los subtítulos, en los ALT de las imágenes, y en el primer párrafo del texto. Ojo de lo tomarse esto demasiado a pecho y realizar lo que conocemos como sobreoptimización de contenidos. Escribe de forma natural y no generes una densidad de las keywords superior al 1% del texto.

6.- Imágenes preparadas para SEO

En este punto Google lo que más va a valorar para SEO, a nivel estructural de la web, es su velocidad de carga. Y para ello es imprescindible que las imágenes tengan el mínimo tamaño posible que nos aporte la calidad de imagen que necesitamos. Y de cara al SEO de la propia imagen, es muy importante asignarle el atributo de imagen ALT (con la keyword deseada), y si puede ser, que el nombre del archivo que subimos a la web sea relevante semánticamente (nuestra-palabra-clave.jpg).

7.- Análisis de enlaces entrantes

Que una web genere un enlace hacia nuestro portal no siempre es bueno. Si coleccionamos enlaces de países lejanos, de webs sin ninguna relación temática con la nuestra y/o llenos de cientos y cientos de enlaces salientes, entonces ese enlace nos puede hacer más mal que bien. Identifícalos, y procede a borrar su indexación.

8.- Evitar contenido duplicado

Es inevitable que parte del contenido sea compartido por varias URLs de nuestra web, pero debemos evitar casos extremos. Existen multitud de herramientas que detectarán ese fenómeno y nos facilitarán el trabajo de identificar ese contenido duplicado (o multiplicado), para ponerle remedio, como siteliner.

9.- Comprobar la versión móvil del site

Siempre ha sido importante para SEO tener una versión móvil de la web adaptada a todos los dispositivos y ágil cuanto a velocidad de carga, pero ahora ya es imprescindible después del cambio de política de Google, con el mobile first.

10.- Análisis de enlaces internos

En la mayoría de auditorías SEO no se llega a este punto, pero los enlaces entre los diferentes contenidos de nuestra web es muy importante para nosotros, ya que permiten que nuestros contenidos sean fácilmente accesibles a humanos y robots, y que los enlaces hacen que la autoridad SEO se distribuya entre nuestros contenidos. Fíjate en qué contenidos enlazamos desde el menú, qué anchor texts tenemos para nuestros enlaces internos, cómo relacionamos categorías, posts o productos entre ellos, etcétera.

11.- Comparticiones en redes sociales

Google tiene en cuenta cara a SEO las comparticiones que nuestros contenidos tienen en las principales redes sociales, puesto que es un indicador de la relevancia de nuestra página para los usuarios. Es importante analizarlo, y si detectamos deficiencias pasar a un cambio de estrategia.

12.- Repaso del sitemap

Este punto requeriría un post entero, que ya redactaremos más adelante. En cualquier caso, aquí lo más determinante es que en el sitemap esté todo lo que queramos indexar, y que tenga una cierta priorización de los contenidos más importantes para nuestra estrategia SEO. Siempre es bueno seguir las recomendaciones cuanto a formato de schema.org. No recomendamos configurar el envío del sitemap a Google vía Search Console hasta que no hayamos testeado nuestro sitemap y estemos satisfechos de su contenido.

13.- Detectar y eliminar enlaces rotos

Esto es muy importante. Hay que revisar cualquier enlace, tanto interno como externo, que esté roto y nos dé errores 404, o lo que es peor, llevemos al usuario a una web que ya no existe. Relacionado con esto útimo, también es conveniente comprobar los errores 404 que nos da la web, y si estos son significativos el proceso más recomendado es a través de una redirección 301 en el archivo htaccess de nuestra web.

Estos son los puntos fundamentales para realizar una auditoría SEO. En artículos posteriores ahondaremos sobre cada uno de los apartados que no hemos podido desarrollar aquí, y también sobre herramientas que os facilitarán el trabajo para el informe.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Suscríbete a nuestro blog!

Noticias relacionadas

¿Tienes un proyecto en mente? Cuéntanoslo

Finalidades de la protección de datos: Envío de nuestro boletín comercial y de comunicaciones informativas y publicitarias sobre nuestros productos o servicios que sean de su interés, incluso por medios electrónicos. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No están previstas cesiones de datos. Derechos: Puede retirar su consentimiento en cualquier momento, así como acceder, rectificar, suprimir sus datos y demás derechos en info@latevaweb.com. Información Adicional: Puede ampliar la información en el enlace de Política de Privacidad.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejor servicio. Más información

Aceptar